Descubra cómo ser un hosting reseller y hacer dinero con ello

En el momento de adentrarse en el mundo de los revendedores de alojamientos web, se obtienen maravillosos beneficios, ya que como revendedor los futuros empresarios podrán obtener ganancias desde la comodidad de sus casas, operando su negocio como un proveedor de hosting, donde diseñarán sus propios paquetes de alojamiento, adaptándose a los clientes potenciales.

Los usuarios tendrán la oportunidad de crear paneles de control, totalmente independientes al principal, para cada uno de sus clientes, convirtiéndolos en el anfitrión y administrador de dichos clientes. Sin embargo, con los bajos costos que presentan estos hosting reseller, el empresario podrá ahorra dinero para poner a funcionar su empresa de alojamiento.

Los hosting reseller fueron diseñados para ganar dinero invirtiendo poco

Actualmente los hosting reseller se han considerado como una de las maneras más económicas y sencillas de emprender con un negocio de alojamiento web. Y es que simplemente con el uso de un panel de control, el usuario y futuro empresario podrá configurar, operar y administrar todos los recursos implícitos en cada una de las páginas web que quieran hospedarse.

Por lo tanto como toda empresa de negocios, el usuario debe de crear un plan estratégico de marketing, así como conocer al público objetivo. Por ello es esencial que los emprendedores cuenten con conocimientos y/o experiencia en este ámbito, para que sea mucho más fácil la configuración y manejo de los recursos.

Algunas características de los planes de revendedor de hosting

La mayoría de los usuarios que se interesan por este tipo de negocios, no saben a ciencia cierta que incluye un plan de hosting reseller, pero comúnmente estos tienen lo básico de los alojamientos web, como el espacio de disco, ancho de banda, transferencia mensual, así como alojamientos de dominios y la creación ilimitada de cuentas, contando con diversas aplicaciones, un cPanel.

Como se reseñó anteriormente, con este tipo de Hosting el usuario que los contrata podrá administrar sus propios planes, y configurar de igual manera las diferentes cuentas de hosting, basándose en la necesidad de sus clientes, tales como las herramientas de monitoreo y correo electrónico, entre otras.

Sin embargo, uno de los aspectos más relevantes de estos servicios, es que ofrecen un soporte de primera calidad, generalmente los 7 días a la semana y las 24 horas al día. Brindándole al empresario que los contrata una empresa sólida de alojamiento web, con un control total en la promoción de su marca y negocio, trayendo consigo la confianza de todos sus clientes.

Y lo más importante de todo esto, es que no es necesario ser un experto en alojamientos web para lograr tener éxito en lo de revendedor, pues el proveedor de hosting reseller se encargará de todo el trabajo duro, para que el usuario solo tenga que centrarse en la construcción de su negocio.

Dos razones para cambiar de proveedor de hosting

Cambiar de proveedor de servicio de alojamiento web no es una tarea tan complicada o pesada como se piensa, aunque por supuesto representa algunas tareas técnicas extras que siempre algo de tiempo, por lo que antes de tomar esta decisión es conveniente revisar primero si cambiando a un plan con mayores prestaciones será suficiente para solucionar los problemas que se están presentando en el sitio web.

Si ya se ha probado esta opción y no ha sido satisfactoria, ya que siguen los problemas con la página web, especialmente con su visibilidad y con la velocidad de acceso y de transacciones, lo que está ocasionando una pérdida de recursos y de dinero, entonces es muy probable que debas cambiar de proveedor de hosting; además de estas razones existen otras más por las que deberías tomar esta decisión entre ellas tenemos:

No cumplen lo que ofrecen

Existe una gran diversidad de proveedores de hosting, muchos de ellos con una marca reconocida y un excelente marketing, pero a la hora de medir la relación costo – beneficio del servicio que prestan resulta que salimos perdiendo, es decir pagamos mucho por las prestaciones que recibimos, el sitio web se pone muy lento o no está disponible durante algunas horas al día.

En otras ocasiones ofrecen servicios que luego no cumplen con nuestras expectativas, como espacio en disco, espacio de memoria, tasa de transferencia y soporte técnico las 24 horas del día, cuando esto sucede y afecta directamente el funcionamiento del sitio web, lo más recomendable es buscar un nuevo proveedor de hosting, claro habrá que hacer primero un estudio para conseguir un excelente proveedor.

Existen restricciones a la escalabilidad del sitio web

Todo proyecto web se espera tenga un crecimiento sostenido, es decir sea escalable, comience como un proyecto modesto al que se le van agregando funcionalidades, su número de clientas irá en aumento, por que también crecerá el tráfico y el número de transacciones, este crecimiento necesita de mayores prestaciones del servicio de alojamiento web.

Si tu proveedor actual no te ofrece posibilidades para que el sitio web que tienes alojado pueda crecer, es decir si se restringe la escalabilidad del sitio web, entonces lo más indicado es comenzar a buscar un nuevo proveedor y estudiar detalladamente lo planes que ofrece.

Vale recordar que el precio no es lo único a evaluar, ya que muchas veces un plan un poco más costoso ofrece muchas más prestaciones y la inversión se verá reflejada en un mejor funcionamiento del sitio.

Leave a Reply

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies